Patrimonio Mundial Natural y Cultural

El sistema de patrimonio mundial se articula en torno a la Convención sobre la Proteccióndel Patrimonio Mundial, Cultural y Natural,  adoptada porla UNESCOen 1972  y ratificada por nuestro país en 1978 (Ley 21.836). Constituye un tratado internacional entre Estados Miembros del Sistema de Naciones Unidas, y establece sus deberes en la identificación de bienes de valor patrimonial potencial y en su rol en la protección y preservación de los mismos. Se trata de una Convención de conservación, en tanto se propone promover la identificación, la protección, la conservación, la presentación y transmisión del patrimonio cultural y natural de todo el mundo considerado especialmente valioso para la humanidad. Cuando se determina que un bien posee un valor universal excepcional, es decir un significado natural y/o cultural que es tan excepcional como para trascender las fronteras naciones y constituir un interés común para las generaciones presentes y futuras, se lo inscribe en la Lista de Patrimonio Mundial. Esta Lista constituye el inventario de bienes cuyo valor amerita ser sostenido, protegido, conservado, administrado, monitoreado y comunicado  de manera especial.

La Convención crea y define la competencia  de  los actores involucrados en el sistema de patrimonio mundial : el Comité Intergubernamental de Patrimonio Mundial, el Centro de Patrimonio Mundial, el Fondo de Patrimonio Mundial y  los órganos asesores (UICN; ICOMOS; ICROM).

En nuestro país, se creó el Comité Argentino del Patrimonio Mundial, un cuerpo colegiado integrado por los representantes de los distintos organismos nacionales con competencia en patrimonio mundial, natural y cultural, tal como éste es entendido por la Convención, que  coordina y articula el trabajo de los actores vinculados al patrimonio mundial en nuestro país.

Mientras que la Convención de Patrimonio Mundial es una herramienta normativa esencialmente inmutable, sus Directrices Prácticas constituyen una herramienta operativa que ofrece las provisiones a través de las cuales se implementan los principios dela Convención y que permiten la integración y evolución de nuevos conceptos y procesos.  Las Directrices establecen los procedimientos relativos a: la inscripción de bienes ala Lista del Patrimonio Mundial y en la Lista del Patrimonio Mundial en Peligro; la protección y conservación de los bienes del Patrimonio Mundial; la concesión de asistencia internacional en el marco del Fondo del Patrimonio Mundial; la movilización de apoyo nacional e internacional a favor de la Convención.